CBD para la Enfermedad de Parkinson
Califica esta publicación

A lo largo de los años, el cannabis ha estado bajo el escrutinio de muchos gobiernos. Muchos países han legalizado el cáñamo y algunos, lamentablemente, aún no lo han hecho. La planta de cáñamo es legal en la mayoría de los países porque la investigación ha demostrado que tiene muchos beneficios para la salud del cuerpo humano. La principal ventaja de la planta de cáñamo es su baja concentración de THC y otros componentes que hacen que el cannabis presente algunos efectos psicoactivos. En lugar de THC, la planta de cáñamo tiene mas concentración de cannabinoides que son útiles para el funcionamiento del cuerpo. Estudios han demostrado que el CBD presente en la planta de cáñamo es capaz de curar muchas enfermedades, incluyendo la Enfermedad de Parkinson.

La Enfermedad de Parkinson no es una condición poco común. Los estudios demuestran que es la enfermedad posicionada en segundo lugar, después de la Enfermedad de Alzheimer. Solamente en Estados Unidos, hay hasta 60,000 nuevos diagnósticos de la Enfermedad de Parkinson en un año.

 

¿Qué es la Enfermedad de Parkinson?

El Parkinson es un trastorno a largo plazo del sistema nervioso central. Sus síntomas comienzan gradualmente y afectan principalmente el movimiento de un individuo. Se caracteriza por la rigidez, temblor de las extremidades, así como desequilibrios, pérdida de control muscular y, con el tiempo, el paciente pierde la capacidad de hablar o incluso caminar. La enfermedad de Parkinson no tiene cura. Se sabe que los médicos sugieren a sus pacientes procedimientos quirúrgicos para regular algunas regiones del cerebro con el fin de mejorar los síntomas.

Síntomas de la Enfermedad de Parkinson

Temblor. Un temblor, o sacudida, generalmente comienza en una extremidad, a menudo en la mano o los dedos.

Cambios en el habla. Puedes hablar suave, rápido, arrastrado o puedes titubear antes de hablar.

Cambios en la escritura. Puede volverse difícil escribir, y tu escritura puede empezar a parecer más pequeña de lo normal.

Pérdida en los movimientos automáticos. Puedes experimentar una capacidad disminuida para realizar movimientos inconscientes como parpadear, sonreír, o mover los brazos mientras caminas.

Movimiento lento (Bradiquinesia). Con el tiempo, la Enfermedad de Parkinson puede ralentizar tus movimientos, haciendo que las tareas simples sean difíciles y requieran mucho tiempo.

Músculos rígidos. La rigidez muscular puede ocurrir en cualquier parte del cuerpo.

Deterioro de la postura y el equilibrio. Tu postura puede encorvarse o puedes tener problemas con tu equilibrio.

¿Por qué puede el CBD trabajar para tratar la Enfermedad de Parkinson?

La idea del CBD para tratar o manejar la Enfermedad de Parkinson es todavía nueva para muchas personas. Sin embargo, la evidencia más reciente muestra que el CBD puede tratar algunos síntomas asociados con la Enfermedad de Parkinson, como trastornos del sueño, psicosis y deterioros del movimiento.

El CBD se extrae del cannabis y se transforma en aceite. La planta de cáñamo tiene Cannabidiol y Tetrahidrocannabinol (THC) como sus dos componentes principales. El aceite de CBD se extrae de plantas de cáñamo con una alta concentración de Cannabidiol y una concentración muy baja de su primo psicoactivo, el THC. Esta es la razón por la cual el CBD es muy efectivo en el tratamiento sin que sea psicoactivo.

El Sistema Endocannabinoide en nuestras cuerpos lucha contra nuestro estado corporal externo manteniendo un equilibrio interno, regulando así nuestro estado de ánimo, apetito, temperatura, etc. Los principales receptores cannabinoides localizados en todo el cuerpo se llaman CB1 y CB2. El aceite de CBD, cuando se une a estos receptores, ayuda al cerebro a producir más dopamina, la cual se sabe que inhibe los síntomas de la Enfermedad de Parkinson.

Un estudio realizado en 2017, mostró que el CBD bloquea un receptor conocido como GPR6 que se sabe que causa algunos movimientos dañados en un paciente con Parkinson. Otro estudio mostró resultados positivos y mejoró la calidad de vida de los pacientes con la enfermedad sin ningún otro trastorno psiquiátrico.

¿Cuáles son los beneficios de usar el CBD para tratar la Enfermedad de Parkinson?

El CBD está ganando popularidad con el tiempo en el mundo del bienestar y la salud. Los científicos confirman que puede ser capaz de ayudar a diferentes dolencias, como el dolor y la ansiedad. Algunos de los beneficios de usar el CBD para tratar la Enfermedad de Parkinson incluyen:

De acuerdo con un estudio reciente, de 75 a 300 mg de CBD demostraron ser muy efectivos en el tratamiento de los trastornos del sueño, que es un efecto secundario muy común de la Enfermedad de Parkinson. Cuando los pacientes tienen un ciclo de sueño muy bueno, su calidad de vida se ve mejorada.

Los síntomas psicóticos se desarrollan con la progresión de la Enfermedad de Parkinson. Los pacientes experimentan alucinaciones. Se ha demostrado que una pequeña dosis de CBD reduce la aparición de alucinaciones. Esto ayuda enormemente a los pacientes a controlar la enfermedad.

Las inflamaciones continuas en el cerebro llevan a la pérdida de dopamina. Cuando el CBD se usa para tratar inflamaciones cerebrales, la dopamina se incrementa. Investigaciones también muestran que la disminución de las inflamaciones retrasa la progresión de la enfermedad.

La Enfermedad de Parkinson es una enfermedad neurodegenerativa. El CBD actúa significativamente como un neuro-protector. También actúa como un poderoso antioxidante. También se cree que el estrés oxidativo es una causa de la Enfermedad de Parkinson.

El Sistema Endocannabinoide y la Enfermedad de Parkinson

El Sistema Endocannabinoide es un sistema modulador muy importante en los tejidos inmunes, así como en las funciones endocrinas y cerebrales. Desempeña un papel importante en la secreción de hormonas que están relacionadas con la respuesta del cuerpo al estrés y sus funciones reproductivas. Los dos receptores importantes de este sistema son conocidos como CB1 y CB2. Este sistema es conocido por modular una gran variedad de las funciones fisiológicas de nuestro cuerpo. Estos incluyen control motor, dolor, estado de ánimo, comportamiento de alimentación y cognición. La Enfermedad de Parkinson afecta a la mayoría de estas funciones corporales. Esto significa que afecta directamente al Sistema Endocannabinoide. Para que un paciente pueda manejar los síntomas asociados con la Enfermedad de Parkinson, como la falta de funciones motoras, el dolor, la interrupción del sueño, ect., el Sistema Endocannabinoide debe funcionar siempre en su punto máximo, ya que al no ser así, el paciente experimentará los síntomas de la enfermedad, haciendo que su vida sea difícil de manejar y controlar. El uso de CBD ayuda a mejorar los receptores en el Sistema, lo que a su vez aumentará la funcionalidad general del Sistema Endocannabinoide. 

¿Cómo puedo usar el CBD para tratar la Enfermedad de Parkinson?

Tú puedes incorporar el CBD en tu ejercicio para disminuir la sensación de dolor. Otra manera de usar el CBD en tu recuperación es tomándolo después de un largo día. El aceite de CBD puede ser usado como crema o loción. Puedes aplicarlo para aliviar el dolor en una parte del cuerpo y como alivio para los nervios.

Unas pocas gotas de aceite de CBD ingerido ayuda a controlar los temblores e incluso los movimientos lentos.

Ya se que tú estés usando el aceite de CBD por primeva vez o si eres un usuario experimentado, es importante que sigas la dosis correcta para el tratamiento. Comienza de a poco, y aumenta gradualmente de acuerdo con tus síntomas y según las indicaciones de tu médico.

Las cápsulas de CBD también están disponibles para ser usadas por personas que padecen la Enfermedad de Parkinson, sigue la dosis correcta y consulta con tu médico sobre cómo está funcionando para ti. Recuerda que cada persona es diferente, por lo que la reacción será diferente de una persona a otra, incluso si los síntomas son los mismos. Por lo tanto, comienza lentamente y ve cómo tu cuerpo responde al aceite de CBD.

Para tomar el aceite de CBD vía oral, mantenlo debajo de la lengua durante unos segundos antes de tragarlo. Otras maneras de tomar el aceite de CBD son en forma de tabletas de chocolate, goma de mascar, o incluso, en tiras para la boca.

¿Qué dicen los estudios sobre el uso del CBD para la Enfermedad de Parkinson?

A lo largo de los años, los estudios han demostrado que el diagnóstico precoz de la Enfermedad de Parkinson puede conducir a un mejor manejo de la misma con el tiempo. Los investigadores han continuado desarrollando nuevos tipos de tratamientos para aquellos que sufren de la Enfermedad de Parkinson. Algunas de las áreas de tratamiento que se están estudiando recientemente son la terapia génica, el uso de células madre y el trasplante de células fetales.

Hasta ahora, la investigación ha hecho algunos progresos notables. Los científicos dicen ahora que hay esperanza de que la causa, ya sea ambiental o genérica, será identificada y que sus efectos sobre la funcionalidad del cerebro serán comprendidos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *