7 min read

El CBD es un cannabinoide derivado de la planta de cannabis que no tiene efecto psicotrópico y no causa los síntomas de mareo o euforia asociados con el consumo de cannabis. Tiene muchas propiedades terapéuticas. Además, se caracteriza por su baja toxicidad y sus efectos secundarios reducidos. En el mejor de los casos, puede causar un poco de somnolencia.

Existen numerosos estudios científicos que han demostrado que el cannabidiol tiene muchos beneficios para la salud. Un informe de la OMS señala entre sus propiedades más relevantes las siguientes:

  • Efecto calmante
  • Antibacteriano
  • Antiinflamatorio
  • Es un poderoso antioxidante
  • Ansiolítico
  • Antiepiléptico y anticonvulsivo
  • Antidepresivo
  • Antipsicótico
  • Neuroprotector

La medicina preventiva utiliza el cannabidiol para prevenir y tratar múltiples enfermedades y patologías, entre las que destacan las siguientes:

El CBD y las funciones cardiovasculares

El corazón, los pulmones y los vasos sanguíneos están incluidos en el sistema cardiovascular. El sistema cardiovascular es responsable del transporte de sangre en el cuerpo, que depende de los nutrientes, hormonas y oxígeno en el cuerpo. Por esta razón, las enfermedades del sistema cardiovascular son las más graves y las que generan más muertes en todo el mundo. Las enfermedades cardiovasculares incluyen hipertensión, ataque cardíaco, enfermedad cardíaca reumática, accidente cerebrovascular y enfermedad arterial.

  • Oferta de bienvenida
  • En Nordic Oil, actualmente estamos dando la bienvenida a nuevos clientes con un descuento para clientes nuevos del 12%.
  • Utilice el código de cupón "12NORDIC" y obtenga un 12% de descuento

Un estudio en el British Journal of Clinical Pharmacology, ha demostrado que el cannabidiol tiene beneficios en el sistema cardiovascular. Esto se debe a su acción directa sobre las arterias aisladas, ya que estas acciones provocan una vasorelajación aguda. De esta manera, por ejemplo, el CBD actúa como un agente protector contra el daño vascular causado por la presencia de glucosa alta.

Artículo relacionado: CBD y el sistema cardiovascular.

El CBD puede ayudar a prevenir el derrame cerebral

Un accidente cerebrovascular ocurre cuando se interrumpe el suministro de sangre al cerebro. Cuanto mayor es la falta de suministro de sangre, más dañado está el cerebro, porque no recibe el oxígeno o los nutrientes que necesita. En los casos más graves, esto puede causar daños cerebrales graves e incluso la muerte.

El cannabidiol previene el derrame cerebral debido a sus propiedades antioxidantes, antiinflamatorias y neuroprotectoras. El seguimiento de un ataque cerebrovascular también ayuda a la regeneración de los tejidos afectados.

Artículo relacionado: Las propiedades antioxidantes del CBD.

El CBD puede ayudar a prevenir la miocarditis

La miocarditis es una inflamación del tejido del músculo cardíaco. La miocarditis es desencadenada por enfermedades virales, bacterianas, fúngicas o autoinmunes. En la mayoría de los casos, los pacientes no sufren daño inmediato, pero la inflamación puede ser tan grave que se produce un daño a largo plazo en el corazón.

El cannabidiol, debido a sus efectos antiinflamatorios, reduce considerablemente la miocarditis autoinmune. Según un estudio publicado en Molecular Medicine, el tratamiento con el CBD reduce notablemente los efectos de la miocarditis autoinmune y mejora la disfunción miocárdica y la insuficiencia cardíaca debido principalmente a sus efectos antiinflamatorios y antifibróticos.

El CBD puede ayudar a prevenir la isquemia y las arritmias miocárdicas 

La isquemia miocárdica ocurre cuando no hay suficiente suministro de sangre al corazón. Esto puede desencadenar arritmias cardíacas de todo tipo: bradicardia (latido cardíaco bajo), taquicardia (latido cardíaco rápido) y fibrilación (latido cardíaco irregular). La falta de oxígeno y nutrientes en el corazón también puede causar un ataque cardíaco.

Los estudios han demostrado que el cannabidiol previene la aparición de arritmias cardíacas y reduce el riesgo de un ataque cardíaco.

El CBD y el estrés

Aunque el estrés no es una enfermedad, su impacto en el cuerpo humano puede causar varias patologías. Se cree que, a largo plazo, el estrés es un desencadenante de las enfermedades cardiovasculares, ya que afecta a la presión arterial. El Cannabidiol tiene efectos ansiolíticos que reducen el estrés, por lo que es muy efectivo en la prevención de enfermedades cardiovasculares relacionadas con el estrés.

El CBD puede reducir la hipertensión

La hipertensión a largo plazo causa enfermedades cardiovasculares. Los efectos positivos del cannabidiol sobre el sistema cardiovascular ayudan a estimular la circulación sanguínea y a reducir la calcificación de los vasos sanguíneos y la presión arterial al reducir la hipertensión y los riesgos asociados con ella.

Por lo tanto, el cannabidiol se utiliza en medicina preventiva para la prevención y el tratamiento de diversas enfermedades cardiovasculares. Además, el cannabidiol tiene efectos antiinflamatorios, antiestrés y ansiolíticos que previenen la aparición de enfermedades cardiovasculares, promueven los procesos de curación y ayudan a reducir los posibles daños en el caso de que se sufra una enfermedad cardiovascular.

El CBD puede ayudar a prevenir el reumatismo y la artritis

Los cannabinoides reducen el dolor en los músculos y las articulaciones de manera similar a los medicamentos, pero con menos efectos secundarios.

Los cannabinoides desempeñan un papel esencial en la prevención de la osteoporosis, protegen contra el daño a la médula ósea, previenen contra la degradación ósea, estimulan el crecimiento óseo y mejoran el proceso de curación de los huesos fracturados.

Artículo relacionado: CBD para la artritis reumatoide 

El CBD puede ayudar a prevenir los trastornos neurodegenerativos

El cannabidiol es un antioxidante muy potente con efectos neuroprotectores y previene el daño oxidativo. Los estudios clínicos indican que el cannabidiol es muy efectivo en el tratamiento de trastornos oxidativos neurológicos, como la isquemia cerebral. Además, también reduce la inflamación neuronal. El uso de cannabidiol reduce los síntomas de Alzheimer, demencia y otros trastornos neurodegenerativos. Se ha comprobado que el tratamiento con pacientes con cannabidiol mejora la cognición y la salud mental en general.

Varios estudios clínicos han demostrado los beneficios del tratamiento con cannabidiol en la enfermedad de Parkinson, la enfermedad de Alzheimer, la enfermedad de Huntington, la esclerosis múltiple, la esclerosis lateral amiotrófica y la isquemia cerebral.

Los cannabinoides tienen efectos antioxidantes y neuroprotectores, por lo que son muy útiles para la prevención y tratamiento de muchas enfermedades relacionadas con la oxidación, como las enfermedades isquémicas, autoinmunes e inflamatorias que se producen durante la vejez. Los cannabinoides, además, también reducen el daño neurológico después de los ataques isquémicos.

En conclusión

Esta lista de enfermedades no es exhaustiva, ya que se actualiza constantemente en función de las nuevas patologías que pueden ser tratadas con el cannabidiol, a medida que avanzan los nuevos estudios clínicos y los avances científicos. Se sabe que el cannabidiol se está estudiando actualmente, por ejemplo, para combatir la obesidad y las enfermedades degenerativas del disco lumbar. Cada día se descubren nuevos beneficios y propiedades del CBD, por lo que nos aseguraremos de mantenerlo informado e informada.

  • Intercambio con otros usuarios de CBD en Facebook
  • ¿Le gustaría beneficiarse de la experiencia de otros usuarios del CBD?
    ¿Tiene preguntas y le gustaría participar en las discusiones?
  • Forme parte de la comunidad del CBD